En estudio un nuevo tratamiento que podría revertir la enfermedad celiaca

Coincidiendo con la semana Europea de la Gastroenterología, la Universidad de Northwestern ha presentado los resultados de un nuevo ensayo clínico de fase 2 con tecnología desarrollada que muestran que sería posible inducir tolerancia inmune al gluten en personas con enfermedad celíaca.

Es importante tener en cuenta que la fase 2 de un ensayo clínico se realiza para comprobar la seguridad y eficacia de un tratamiento en una población reducida de pacientes con la patología para extraer conclusiones. Tras ello, debe pasar a fase 3 que supone probar el tratamiento en un núcleo grande poblacional para comprobar su eficacia concreta y tras ello, poder tramitar su puesta en marcha.

Concretamente en este estudio, los pacientes pudieron comer gluten con una reducción sustancial de la inflamación. Los resultados también muestran una tendencia a proteger el intestino delgado de los pacientes de la exposición al gluten.

La tecnología es una nanopartícula biodegradable que contiene gluten que le enseña al sistema inmunitario que el alérgeno es seguro. La nanopartícula actúa como un caballo de Troya, ocultando el alérgeno en un caparazón amigable, para convencer al sistema inmunitario de que no lo ataque. Cuando la nanopartícula cargada de alérgenos se inyecta en el torrente sanguíneo, el sistema inmunitario no se preocupa por ella, porque ve la partícula como un desecho inocuo. Luego, la nanopartícula y su carga oculta son consumidas por un macrófago, esencialmente una célula de aspiradora que limpia los restos celulares y los patógenos del cuerpo. Esto provoca que el sistema inmunitario apague su ataque contra el alérgeno y restablezca la normalidad.

En el ensayo de la enfermedad celíaca, la nanopartícula se cargó con gliadina, el componente principal del gluten en la dieta, que se encuentra en los cereales como el trigo. Una semana después del tratamiento, los pacientes fueron alimentados con gluten durante 14 días. Sin tratamiento, los pacientes celíacos que comían gluten desarrollaron marcadas respuestas inmunitarias a la gliadina y al daño en su intestino delgado. Los pacientes celíacos tratados con la nanopartícula COUR, CNP-101, mostraron un 90% menos de respuesta a la inflamación inmune que los pacientes no tratados. Al detener la respuesta inflamatoria, CNP-101 mostró la capacidad de proteger los intestinos de las lesiones relacionadas con el gluten.

Fuente: Federación de Asociaciones de Celiacos

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *